Agua. Una muestra fotográfica que salpica conciencias

Mujer y agua en Malawi. Fotografía de Lourdes Segade incluida en la muestra titulada Agua para EVE Photographers, 2009.

Seis mujeres registrando imágenes en seis zonas bien distintas del planeta ha germinado para llegar hasta nosotros en una exposición particular y sin excesivas ambiciones. Un interesante trabajo fotográfico que lleva por título una bella, sencilla y cada vez más trascendental palabra: Agua.  Sin embargo, las imágenes propuestas en absoluto pueden considerarse intrascendentes puesto que profundizan en territorios y personas y sus particulares relaciones con el agua.

Agua nos imbuye en las problemáticas que nacen como consecuencia de la falta de este elemento, dificultades a las que se enfrentan hombres y mujeres en lugares como Brasil, Malawi, India, Indonesia, Nigeria o el Mar Caspio. Lugares donde la ausencia o escasez de este recurso natural continúa influyendo en la capacidad de supervivencia.

El agua es un asunto global y las historias que componen esta muestra exploran luchas personales en las que su ausencia repercute, de diferente forma y con distintas consecuencias, en la vida cotidiana.

Las seis fotógrafas que componen EVE Photographers sonrien ante la cámara de Jerome Delay.

Marizilda Cruppe, Agnès Dhebeys, Bénédicte Kurzen, Justyna Mielnikiewicz, Lourdes Segade y Newsha Tavakolian son los nombres de estas mujeres que componen el colectivo EVE Photographers, una agrupación que autofinancia sus proyectos.

Cada una de estas fotógrafas parte de una visión personal, individual y firme. Pero su fuerza la construyen en conjunto. Todas consideran la fotografía como documento y arte con el que enseñar y divulgar asuntos. Su profesión pasa por algo más que por constituir o añadir al mundo meras fotografías. La verdadera comunión que las mantiene firmes se asienta en la convicción de la necesidad de registrar y mostrar a otras personas los problemas que circulan por el planeta y de los cuales tenemos noticia y tomamos conciencia precisamente porque se materializan. Se evidencian  gracias a la fotografía que demuestra la fehaciente realidad.  

La contaminación del agua y sus consecuencias también están presentes en la exposición Agua de EVE Photographers.

El mensaje que EVE Photographers transmite con este trabajo variado, y sin embargo monotemático, coincide con el fracaso de la Cumbre de Copenhague. Cumbre o multi reunión donde se agolpaban muchas esperanzas que finalmente  han quedado ensombrecidas por el fracaso, la división y la falta de compromiso del conjunto. Por eso conviene recordar que las sequías o la sobreabundancia de agua no apta para el consumo humano serán sólo algunas de las consecuencias del cambio climático.    

La modesta pero relevante muestra de EVE Photographers merecería un lugar más visible pues suma una gota a favor de la sensibilización. Su mensaje eleva la necesidad empática que demanda la salud del planeta y los seres que lo pueblan. Pero sobre todo demuestra la preocupación por un recurso que utilizamos a diario sin concederle la importancia que cobra en otras zonas del mundo donde se convierte en una delgada línea que separa la vida de la muerte.

La muestra se puede visitar hasta el próximo día 11 de enero en la tienda Fnac situada en el interior del Centro Comercial Plaza Norte 2, en San Sebastián de los Reyes, Madrid.   

Anuncios